viernes, 17 de noviembre de 2023

Buenos Aires (AT) – El Sistema Internacional Fairtrade nace en 1997 con el propósito de asegurar medios de vida mejores y sostenibles para todos los agricultores y trabajadores, protegiendo al mismo tiempo la sostenibilidad del planeta. Es una organización sin fines de lucro que promueve el comercio justo, especialmente entre el Sur Global y Europa. Si bien realiza diversas actividades de relaciones públicas y educativas, la ONG es reconocida principalmente por otorgar el sello internacional Fairtrade.

El Sello Fairtrade es el emblema del sistema internacional Fairtrade. Al comprar productos con el Sello Fairtrade, se apoya a los agricultores y trabajadores para mejorar su calidad de vida y sus comunidades.

Los productos que portan los sellos de Fairtrade cumplen con los criterios sociales, ambientales y económicos acordados internacionalmente. Esos sellos garantizan que los productos fueron producidos y comercializados de manera justa, respetando los derechos de los trabajadores y protegiendo el medio ambiente.

Fairtrade, comercio justo, ONG
Una banana con el sello de Fairtrade que permite su trazabilidad. (Foto: Fairtrade)

En palabras de su directora, Claudia Brück, en una entrevista con el sitio deutschland.de: “nuestros estándares abarcan una amplia gama de temas, desde el medio ambiente y la igualdad de género hasta las condiciones laborales, los horarios de trabajo, el permiso parental y otras cuestiones sociales”.

Los productores que participan en el comercio justo se benefician de precios mínimos garantizados, los cuales actúan como una red de seguridad en momentos de caída del precio de mercado. Si el mercado evoluciona de manera positiva, los productores reciben un precio mayor. Además, se les otorga una bonificación financiera adicional por proyectos conjuntos. Asesoramos a los productores para que cumplan con los estándares y utilicen de manera adecuada las primas que reciben, por ejemplo, invirtiéndolas en formación continua y educación para sus empleados.

Las mujeres que se dedican a la agricultura a menudo enfrentan una triple carga: la responsabilidad familiar, las labores en el campo y el trabajo social. Los estudios demuestran que cuando estas mujeres ganan más dinero, destinan el 90% de sus ingresos a sus familias. En cambio, este porcentaje es solo del 30% en el caso de los hombres. Si deseamos lograr un cambio duradero en la sociedad, debemos aprovechar este efecto multiplicador.

Fairtrade, comercio justo, ONG
Growing Women In Coffee es un proyecto dirigido por Marion Ng’ang’a, agrónoma empleada de Fairtrade Africa. (Foto: Fairtrade)

Dos ejemplos de acciones concretas de Fairtrade

Un ejemplo de acción concreta, comenta Brück, se encuentra en Kenia, donde se lleva a cabo el proyecto Growing Women in Coffee (Fomentando a las mujeres en el café). Este proyecto consiste en que las cooperativas transfieren tierras a las mujeres y les brindan la oportunidad de cultivarlas de manera independiente, permitiéndoles quedarse con los beneficios obtenidos. Además, se promueve la formación de las mujeres en prácticas agrícolas y se les brinda asesoramiento para la elaboración de planes de negocio. También se fomenta la construcción de plantas de biogás, lo cual evita que las mujeres tengan que recolectar leña diariamente y, al mismo tiempo, protege el medio ambiente.

El caso de las pelotas deportivas

Las personas que fabrican pelotas deportivas a menudo trabajan en condiciones precarias y con salarios muy bajos, lo que hace que pasen desapercibidas. En Pakistán, se producen alrededor del 70 % de todos las pelotas deportivas cosidos a mano, mientras que China, India, Tailandia y Vietnam también desempeñan un papel importante en esta industria.

Es común que los trabajadores tengan jornadas laborales de 12 horas y trabajen de 6 a 7 días a la semana, lo cual afecta especialmente a las mujeres y los niños. Por lo general, a los trabajadores se les paga por cada unidad de pelota que terminan, en lugar de recibir un salario por hora.

Fairtrade, comercio justo, ONG
Las mujeres representan la mayoría de la fuerza laboral en la industria de las pelotas deportivas. (Foto: Fairtrade)

Las mujeres, que representan la mayoría de la fuerza laboral en este sector, suelen ser víctimas de discriminación y acoso de forma regular. Debido a los bajos salarios que reciben, muchos trabajadores no pueden enviar a sus hijos a la escuela y los ven obligados a trabajar cosiendo pelotas desde temprana edad. Además, para complementar sus magros ingresos, a menudo tienen que realizar otro tipo de trabajo, como ser pequeños agricultores.

Fairtrade certifica pelotas de fútbol, handball, voleyball y rugby. El criterio de Fairtrade abarca todas las pelotas deportivas cosidas a mano, cosidas a máquina y unidas por soldadura térmica. La gran mayoría de las pelotas deportivas certificadas por Fairtrade son cosidas a mano, ya que este método ofrece el mejor equilibrio entre rendimiento, durabilidad y precio accesible. El Criterio de Comercio Justo para pelotas deportivas exige que los trabajadores reciban un salario mínimo o promedio regional. Se establece un Comité para la Prima Fairtrade que administra los fondos adicionales obtenidos de la exportación de balones. Se prohíbe el trabajo en casa y se destinan fondos para centros de cuidado infantil y cursos de computación.

Te puede interesar

Las consecuencias del reconocimiento de Palestina

El reciente movimiento de Irlanda, Noruega y España para reconocer a Palestina como estado ...
28 de mayo de 2024

El camino de Suiza hacia la movilidad sostenible

Zermatt se destaca como un faro de movilidad eléctrica. Sus calles cerradas al tráfico de ...
28 de mayo de 2024

Estrellas de la música y el cine se ponen en campaña contra la inteligencia artificial

Más de 200 iconos de la música, incluyendo estrellas como Billie Eilish, Stevie Wonder y Nicki ...
28 de mayo de 2024

Macron: “Europa está en una encrucijada y en un momento inédito de su historia”

Ante una multitud de personas en Dresde, el presidente francés, Emmanuel Macron, instó a la ...
28 de mayo de 2024

Hacé tu comentario

Por si acaso, tu email no se mostrará ;)