lunes, 30 de octubre de 2023

Buenos Aires (AT) – Los datos por satélite son cada vez más cruciales para diversos sectores económicos, desde la producción industrial digitalizada hasta los vehículos autónomos. Esta demanda está haciendo que la carrera espacial internacional adquiera nuevas dimensiones, sobre todo en el sector privado. Empresas como SpaceX, con su enorme flota de satélites y cohetes, representan una peligrosa competencia para los países ya establecidos en el ámbito espacial.

Alemania espera mejorar su posición con la construcción de un nuevo puerto espacial, que se espera que lance sus primeros cohetes en abril de 2024.

Ni Cabo Cañaveral ni Baikonur

Las nuevas instalaciones de Alemania no serán terrestres, como la estación espacial de Cabo Cañaveral en Estados Unidos o la de Baikonur en Kazajstán. En su lugar, el puerto espacial será una plataforma emplazada en el Mar del Norte.

La plataforma de lanzamiento se construirá en el “Pico de Pato”, que es el área más remota de la Zona Económica Exclusiva alemana, a aproximadamente 350 kilómetros de la costa del Mar del Norte. Así lo anunció la Federación de Industrias Alemanas (Bundesverband der Deutschen Industrie e.V. – BDI) en un congreso espacial celebrado en Berlín en 2019.

Se planea el lanzamiento del primer cohete en abril de 2024. Inicialmente, la empresa holandesa T-Minus llevará a cabo el despegue desde la plataforma de la German-Offshore Spaceport Alliance (GOSA). El consorcio responsable de la Spaceport Alliance incluye a la empresa espacial alemana OHB SE, con sede en Bremen.

Puerto Espacial, Alemania, Mar del Norte, Elon Musk, NewSpace
Guayana Francesa: allí se encuentra en único puerto espacial europeo de la actualidad. (Foto: ESA / M. Pédoussaut)

¡Bremen tenemos un problema!

Cada lanzamiento será supervisado por un buque de control y un nuevo Centro de Control de Misión multifuncional en Bremen. El puerto base de la nave estará situado en Bremerhaven, ciudad portuaria próxima a Bremen.

En el futuro, la plataforma del Mar del Norte se utilizará para microlanzadores europeos -cohetes cargados con pequeños satélites- capaces de transportar hasta una tonelada a órbitas terrestres bajas.

Durante una fase de pruebas de dos semanas se lanzarán hasta cuatro cohetes con una longitud máxima de siete metros y una altitud de vuelo de hasta 50 kilómetros.

NewSpace: una oportunidad

La BDI presentó su iniciativa NewSpace hace cuatro años con la esperanza de que Alemania se beneficiara del auge de la comercialización de los viajes espaciales.

Los planes se apoyan en un mercado multimillonario: NewSpace podría reducir el elevado coste de los vehículos de lanzamiento. Según un nuevo estudio de la BDI y la consultora Roland Berger, el mercado de las actividades basadas en la tecnología espacial crecerá un 7,4% anual hasta alcanzar los 1,25 billones de euros (1,32 billones de dólares) en 2040.

Un puerto espacial para terminar con una “peligrosa dependencia”

“Es cierto para cada vez más industrias: Si no estás a la vanguardia en el espacio, no serás líder tecnológico en la Tierra”, afirmó Siegfried Russwurm, Presidente de la BDI.

La plataforma pretende satisfacer la creciente demanda del mercado de pequeños satélites comerciales. Alemania también necesita su propio acceso con fines de defensa, afirmó. Alemania tiene una “peligrosa dependencia” de otros en cuanto a infraestructuras y acceso al espacio, añadió.

“En esta década se lanzarán cuatro veces más satélites que en la anterior. Esto provoca cuellos de botella en los puertos espaciales terrestres”, afirmó Sabine von der Recke, miembro del consejo de administración de GOSA. Por eso es fundamental una mayor infraestructura europea de lanzamiento”, añadió.

Diferencias entre la BDI y el gobierno alemán respecto del puerto espacial

El gobierno alemán tiene la intención de fomentar el desarrollo y la construcción de infraestructuras hasta el año 2025 con una inversión de dos millones de euros. Con este propósito, recientemente ha presentado una nueva estrategia espacial que ha recibido críticas por parte del sector. La BDI, por ejemplo, ha instado al gobierno a ser más ambicioso.

La BDI ha denunciado una reducción en el presupuesto nacional destinado al espacio y afirma que esto podría ampliar la brecha con Estados Unidos o China. En cambio, según Anna Christmann, coordinadora aeroespacial del gobierno, se prevé destinar más fondos a la Agencia Espacial Europea (ESA).

Te puede interesar

Alemania blinda su tribunal más alto contra la extrema derecha

La coalición de gobierno y la oposición conservadora proponen anclar las reglas del Tribunal ...
23 de julio de 2024

Electrificación y digitalización del ferrocarril: los desafíos clave para el futuro de la Unión Europea

La electrificación de las redes ferroviarias y la implementación del Sistema Europeo de Gestión ...
23 de julio de 2024

“Viveza” vienesa contra las regulaciones de Airbnb

La nueva normativa en Viena limita los alquileres de departamentos a turistas a 90 días al año. ...
23 de julio de 2024

Adidas se disculpa con Bella Hadid por su polémica campaña

La empresa pidió disculpas a sus socios y a la supermodelo tras recibir críticas por una campaña ...
22 de julio de 2024

Hacé tu comentario

Por si acaso, tu email no se mostrará ;)